Cómo escribir un manual

Nunca pensé que escribiría un manual. Un “así se hace”. Un “voy a explicártelo paso a paso”. Lo más parecido que he llegado a escribir son recetas de cocina. Pero solo de uso interno, ¿eh? Para acordarme de una vez para otra: ¿era un puñado de sal? ¿O dos? ¿Cómo se calibran los puñados? ¿Depende del tamaño del puño o hay un estándar?

El caso es que hay un tema que conozco bien, una actividad práctica que sé hacer. Y he pensado: “¿de qué me sirve guardármelo?”. Puede que le interese a alguien más. Así que me he propuesto darle forma a todo ese conocimiento a través de un manual. Pero sin pretensiones: nada de filosofar, solo explicar con claridad los conceptos más importantes.

Al grano

Seguramente, es lo que diferencia un manual de otro tipo de texto sobre una materia de conocimiento, como podría ser un ensayo. No quiero tratar de filosofar sobre la cuestión, solo explicar cómo suelo hacerlo yo, cuántos puñados de sal le echo al guiso, por si a alguien más le interesa tener mi receta.

En ese sentido, es esencial tener muy claros los objetivos: qué quiero contar, hasta dónde voy a llegar, por qué y quién es mi público. Si quisiera escribir un manual sobre pintura de coches, por ejemplo, tendría que preguntarme: ¿se trata solo de contar el tipo de pinturas que existen y se pueden utilizar y cómo se pueden aplicar, cómo se usa el aerógrafo? ¿O vamos a hablar también de pintura artística, de crear efectos sobre el capó con plantillas? Tanto si respondes afirmativamente a una pregunta o la otra debes saber por qué. Y la clave está en tu público objetivo: puede que sean personas que estén formándose de una manera general en las actividades de un taller de coches, donde la pintura sería simplemente una actividad más. O puede que sean artistas que quieran probar nuevos soportes como, por ejemplo, un coche.

Manos a la obra

Dicho esto, no queda otra que ponerse a trabajar, sea cual sea el tema. Teniendo claros los objetivos y el público, será muy fácil dar el siguiente paso: organizar los contenidos. Para empezar, ya tengo un esquema bastante amplio y desarrollado de todos los temas que quiero tratar. Mi segundo paso fue, a partir de ese esquema, sacar un índice de capítulos. Ahora solo me queda documentar aquellos que requieran información extra y empezar a redactar, uno a uno.

Confieso que es mi primer día y que estoy a punto de enfrentarme al papel en blanco. Pero estoy ilusionada. Qué raro, ¿no? Ya iré contando cómo acaba la cosa.

Esta entrada fue publicada en Escritura. Guarda el enlace permanente.

Una respuesta a Cómo escribir un manual

  1. Pingback: Cómo escribir audioguías | aletreo

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s